La sexualidad en el embarazo, consecuencias beneficiosas

Anuncios publicitarios

Las relaciones sexuales en el embarazo

Muchas parejas dejan de tener relaciones sexuales durante el embarazo, debido a varios factores, entre ellos la errónea y muy popular creencia de que el sexo afecta al bebé. Realmente esto puede o no ser cierto, pues hay una lista de posiciones para embarazadas que pueden permitir que la pareja disfrute plenamente de su sexualidad aún en esta etapa tan importante. Una de las claves será la comunicación. Debes comprender la importancia de llevar una buena comunicación con tu pareja, en la que ambos puedan expresar lo que les guste y lo que no para así, construir una buena relación en el área sexual que les permita disfrutar.  

Por otro lado, muchos especialistas coinciden en las consecuencias beneficiosas que puede traer la práctica de las relaciones sexuales durante el período de embarazo, especialmente. Muchas mujeres afirman sentir mucho más placer cuando practican relaciones estando embarazadas, esto se debe a que las hormonas están mucho más alteradas y existe un mayor flujo de la sangre. Sin embargo, no son buenas hasta el momento del parto, dado que con el tiempo la práctica podría complicarse. Por esto es necesario conocer cuáles son las mejores posiciones para embarazadas, los cuidados que se deben tener, las posiciones que definitivamente hay que evitar y demás, con el fin de disfrutar de la mejor forma de tu sexualidad con tu pareja y de una forma responsable y segura que no perjudique ni genere complicaciones importantes.

te puede interesar:

Las mejores posiciones para embarazadas: ¿Cuál debo practicar y cuál no?

embarazoCon un fruto de su amor en camino, las relaciones sexuales en pareja pueden cambiar un poco, lo importante es tener la mejor comunicación y buscar las mejores opciones para seguir disfrutando plenamente de su vida sexual. Los primeros meses de embarazo, pueden no ser tan placenteros como llegaron a imaginarlo, y no porque no sientan placer, sino porque los síntomas como las náuseas, el cansancio y el vómito en la mujer, podrían interrumpir el momento. Adicional a esto, como mencionamos, muchas mujeres pueden sentir miedo de que, con la práctica sexual, se pueda ver afectado el bebé, debido a que está en una etapa inicial donde se está formando. No obstante, esto puede tratarse de una creencia errónea, ya que ciertamente los órganos de la pelvis se encuentran mejor irrigados. Pero, ¿cómo se comporta la sexualidad en pareja durante todo el período de gestación? Para comprender esto, será necesario hacer énfasis en las dos principales fases después de la etapa de las náuseas y demás , las cuales presentaremos a continuación:

Anuncios publicitarios
  1. El segundo trimestre: Esta etapa comprende la semana número 16 hasta la 30 de la gestación. En esta fase la mujer puede sentirse sumamente tranquila, ya que el cuerpo se ha adaptado al cambio y la situación puede ser más relajada. En este momento se marcan aún más las caderas y el pecho crece. Sin embargo, pueden sentirse los primeros movimientos del bebé, por lo que la preocupación podría aparecer. En esta etapa el sexo no daña de ninguna forma al bebé, pues pese a proporcionar una menor cantidad de sangre, entrena su circulación sanguínea a medida que se asegura y protege con la ayuda del líquido amniótico y las paredes musculares del útero. El bebé no resulta herido ya que el tapón mucoso tiene la capacidad de cerrar la entrada al útero, por lo que el semen no tiene la vía de ingreso.
  2. El tercer y último trimestre: En este momento, donde el vientre del embarazo se encuentra mucho más pronunciado, a muchos hombres les parece sumamente atractivo y erótico, sin embargo, es este estado resulta muy difícil encontrar las posturas en las que ambos se sientan cómodos para continuar con su vida sexual. Algunas de las posiciones para embarazadas en este momento, serían en las que ella está sobre él, ya sea acostada o sentada, como veremos en las posturas más adelante. Las relaciones sexuales en esta etapa no tienen la facultad de adelantar el momento del parto. El sexo es importante en esta etapa, con cuidado y precaución, ya que puede calmar al bebé y generar relajamiento y buen humor a la mujer.

Saber cuáles son las posiciones para embarazadas que favorecen a la pareja y las medidas que hay que tomar, resulta sumamente útil para la vida sexual de la pareja, sin dejar de lado que la cercanía corporal es sumamente importante, sobre todo durante el embarazo, pero no comprende la repetición constante de las relaciones sexuales, sino que también se adopten mimos, caricias y demostraciones de amor que les permita fortalecer la relación y prepararse para el maravilloso momento de ser padres.

Teniendo esto en cuenta, estas son las posiciones para embarazadas más conocidas y las mejores que pueden practicar:

  • sexualidad-en-el-embarazo1Misionero con variantes: Durante los primeros meses, incluso hasta el sexto mes del embarazo, pueden practicar la posición del misionero, donde el hombre no deberá apoyarse en el abdomen de la mujer pero, penetrarla mientras ella se encuentra acostada. Esta posición les permite tener variantes con respecto al ángulo del coito, el apoyo de los brazos para encontrar el ritmo que mejor se acomode. El hombre podrá llevar el control del ritmo. Incluso podrías elevar un poco la cadera, dependiendo de la etapa en la que te encuentres, puedes estar totalmente cómoda.
  • En el borde de la cama: Tendrán que acompañarse no sólo del borde de la cama sino también de un par de almohadas que les permitan comodidad. La mujer puede estar levemente sentada o recostada en la cama mientras que el hombre estaría de rodillas o en otro caso de pie para iniciar la penetración. Esta es una de las mejores posiciones para embarazadas ya que permite el coito sin ejercer ninguna fuerza o presión sobre el vientre.
  • Ambos de pie: Esta penetración ocurrirá desde atrás, ya que la mujer se ubicará delante del hombre, contra una pared preferiblemente. La mujer podría inclinarse un poco. Esta es una posición que puede practicarse aún cuando el embarazo y con él, el vientre se encuentren mucho más pronunciados, pues proporciona placer y comodidad para ambos integrantes.
  • Las dos personas de lado: Esta posición resulta sumamente cómoda para ambos y no implica, de ninguna manera una presión sobre el vientre. Las dos personas se ubicarán de lado mientras el hombre penetra a la mujer desde atrás. Una variación de esta posición, podría ser que ambos se ubiquen de frente. Aunque la penetración no se realice de forma tan profunda, lo cierto es que permite un mayor contacto físico, lo cual estimula el momento y permite una mayor intimidad con la pareja. Para iniciar el coito, el hombre deberá ayudarse de la fuerza de sus piernas para dar ritmo a la relación y así, permitir el ingreso de los genitales. Una variación de esta posición, podría ser que mientras la mujer se encuentra acostada de lado, el hombre podría ponerse de rodillas y efectuar la penetración también desde atrás.
  • Apoyada de pies y manos: En esta posición, la mujer puede ubicarse de tal forma que el apoyo se efectúe de las rodillas y los brazos, tal y como si se tomara la posición del perrito, mientras que el hombre, ya sea de rodillas o de pie en caso de que la mujer esté en un sillón, la penetra desde atrás. Esta posición tampoco implica la presión sobre el abdomen y permite una de las posiciones preferidas por hombres y mujeres.
Anuncios publicitarios

Deja un comentario